jueves, 07 de julio de 2022

Bienestar y crecimiento personal, la otra cara de los viajes de negocios

[b]Bienestar y crecimiento personal, la otra cara de los viajes de negocios[/b]

El “tiempo en la carretera” es, para muchos viajeros de negocios frecuentes, una fuente de valor añadido a sus vidas más allá de lo estrictamente profesional e incluso les genera bienestar y felicidad, según un estudio de Fairfield Inn & Suites by Marriott.

La investigación, realizada vía online entre mil de los viajeros más frecuentes de negocios en los Estados Unidos a inicios de mayo de 2012, demuestra que estos “demandan un entorno que les permita ser productivos, pero también que sea personal y sugiera entretenimiento y bienestar”, comentó Shruti Buckley, vicepresidente y director de marcas globales de Fairfield Inn & Suites.

Entre los resultados del estudio se destaca que 76% de los encuestados dijo que el solo hecho de viajar por negocios les ha hecho sentirse más preparados para la vida, y el 86% dijo que esa circunstancia de moverse constantemente les ha hecho valorar más el tiempo con la familia y los amigos, mientras que el 83% ha llegado a valorar más su tiempo personal.

El 92% de los consultados señalaron que hacer viajes de negocios les ha convertido en mejores viajeros en cualquier sentido, y el 76% comentó que sus amigos les ven como expertos viajeros.

“La gran mayoría de los viajeros están satisfechos o muy satisfechos con la cantidad de viajes que hacen por negocios, lo cual dice mucho acerca de los beneficios personales que esto genera”, señaló Buckley, y subrayó que “el 30% de ellos afirma que incluso les gustaría viajar más”.

Aún con las demoras en los viajes; la lejanía de sus familias, de sus mascotas y de las comidas caseras; las pérdidas de equipajes o las ausencias en eventos familiares, la vasta mayoría de los encuestados refirió emociones positivas cuando se preparan (86%) o durante los viajes (88%). Entre los sentimientos más comunes están el de tener confianza en sí mismos y sentirse más conocedores, más interesados, calmados, excitados, animados, bien conectados y felices.

“Aunque más de la mitad de los viajeros de negocios frecuentes dicen que trabajan más del doble cuando están de viaje, también experimentan un cierto sentimiento de libertad”, indicó Buckley. En ese sentido, “el 60% de los consultados reportaron sentirse libres de hacer lo que quieren, algo que les da energías y les ayuda a hacer su trabajo”.

En cuanto a contar con un compañero de viajes, entre los beneficios mencionados están el de tener a alguien con quien conversar (52%), compartir la carga de trabajo (43%), lograr completar más trabajo (42%), tener más diversión (39%), construir amistades (37%), sentirse menos solo (27%) y sentirse más seguro (27%).

Otros puntos que generan bienestar y felicidad a los viajeros de negocios provienen de los aspectos del viaje que consideran más disfrutables: conocer nuevos sitios, encontrar personas nuevas, salir a cenar, ganar millas o puntos en programas de fidelización, probar nuevas comidas, no ir a la oficina, pasar tiempo solo y encontrarse con amigos.

El 21% disfrutan incluso el hecho de que pueden lograr hacer más trabajo mientras están de viaje, y 59% dijeron que el regreso a casa después del viaje de negocios es como una luna de miel con sus parejas.

La mayoría de los viajeros frecuentes encuestados (74%) se mantienen en contacto con amigos y familiares al menos una vez por día, mediante móviles, email, sms, redes sociales u otras vías como Skype. Desde fotos hasta almohadas, el 49% trae a los viajes consigo un artículo personal que les conecte con el hogar.

Compartir artículo