domingo, 02 de octubre de 2022

Amenaza con desaparecer la primera clase en vuelos internacionales de muchas aerolíneas

[b]Amenaza con desaparecer la primera clase en vuelos internacionales de muchas aerolíneas[/b]

Un estudio difundido por medios estadounidenses ratificó que cada vez son menos los pasajeros dispuestos a pagar por un asiento en primera clase en rutas internacionales, por lo que muchas aerolíneas de ese país y del mundo están optando por reconfigurar la oferta de sus servicios Premium, ajustándola más con una clase ejecutiva rediseñada, al tiempo que mejoran las condiciones a los viajeros en clase económica.

El más reciente sondeo de Atmosphere Research Group con respecto al tema reveló que en la actualidad apenas el 25% de los pasajeros de primera clase en vuelos internacionales cubren la tarifa completa, que muchas veces asciende hasta los 15.000 dólares por un boleto de ida y vuelta. La mayoría de ellos llega a esa cifra con millas de viajero frecuente.

En respuesta a esa realidad en ascenso, muchos operadores aéreos han decidido consolidar sus cabinas Premium en una sola y llamarla ejecutiva, en una clara apuesta por atraer más al segmento de los viajeros de negocios, que según ejecutivos y consultores del sector sí sigue manteniendo un buen desempeño, aún en el difícil entorno económico mundial.

Un reporte especial del diario The Wall Street Journal Americas que recoge los resultados de esta investigación recuerda que en conexiones internacionales son justo las clases ejecutiva y primera las que les dan a las aerolíneas una forma de ganar a los viajeros que gastan más. Pero evidentemente la segunda de ellas parece haber entrado en una crisis, que le está llevando casi a la extinción en las compañías de Estados Unidos.

En estos momentos, de los más de 500 aviones de aerolíneas de ese país que vuelan a Asia, Europa y Sudamérica, apenas un 27% ofrecen ya la primera clase. En tanto que American Airlines y United Airlines, las dos empresas que aún la mantienen, están reduciendo el tamaño de esa sección.

American anunció en mayo pasado que planeaba disminuir en casi un 90% su inventario de asientos en primera clase, mientras que United ya está finalizando una reestructuración de su flota con la que eliminará un tercio de estas capacidades en rutas internacionales.

Apunta el diario que esta tendencia se está dando también en otras regiones del mundo, pues aerolíneas como la australiana Qantas Airways Ltd. y la alemana Deutsche Lufthansa AG han recortado recientemente la primera clase, en la misma medida en que amplían sus cabinas para el viajero ejecutivo y mejoran las condiciones de la clase turista, ampliada ahora en dos segmentos.

En respuesta a la demanda, las aerolíneas han optado por transformar lentamente el clásico modelo anterior de tres clases a una versión más consciente de los costos, con ejecutiva, económica premium y económica.

El éxito que está teniendo la llamada clase ejecutiva es confirmado por Advito, una firma de consultoría que ayuda a compañías de todo tipo a gestionar viajes aéreos, y que ha asegurado que menos de un 20% de sus clientes permiten a sus empleados ir en primera clase en vuelos largos, mientras que casi 75% autoriza los pasajes en clase ejecutiva.

No por gusto Delta Air Lines Inc., US Airways Group Inc. y la antigua Continental Airlines abandonaron la primera clase hace años, a cambio de una clase ejecutiva mejorada en rutas internacionales. La tendencia parece estarse extendiendo en la misma medida en que el sector tiene que gestionar alternativas más a tono con sus costos crecientes.

Compartir artículo